La Fototeca del Legado Hoffmeyer

9 de junio, 2016

 
Imagen de Ricardo Orueta

Título: La Fototeca del Legado Hoffmeyer
Locución: Raquel Ibáñez González y Mª Rosa Villalón Herrera
Texto: Raquel Ibáñez González, Mª Rosa Villalón Herrera
Fecha: 9 de junio de 2016
Duración: 9 minutos
Descargar Mp3






Este es un podcast de la Biblioteca Tomás Navarro Tomás. Para más información podéis conectaros a la página de la Web de la biblioteca http://biblioteca.cchs.csic.es/podcast/.

La Fototeca del Legado Hoffmeyer

Con la creación del Instituto de Estudios sobre Armas Antiguas (IEAA) en Kalundborg (Dinamarca) surge la necesidad de gestionar toda la documentación iconográfica que se utilizaba para la edición de la revista Gladius y otras de sus publicaciones. Con este objetivo el matrimonio Hoffmeyer empieza a reunir las imágenes y los clisés empleados para su impresión en lo que denominaron "Fototeca".

Primera sede del IEAA

Puede decirse que no sería hasta el traslado del Instituto de Estudios sobre Armas Antiguas a España, en 1962, cuando la fototeca adquiere una mayor relevancia. En 1965 se instalaron en Granada y esta nueva sede les permitió afianzar su centro de investigación, con un incremento de la actividad científica unido al crecimiento de la biblioteca y la fototeca. En estos años Erling Hoffmeyer se dedica de manera especial a la organización y gestión de los fondos, volcando en ellos sus conocimientos y su buen hacer bibliotecario. La clasificación temática de la fototeca la hizo siguiendo el sistema de la CDU, del mismo modo que había hecho con la colección bibliográfica. Tras el fallecimiento de Erling, Ada no pudo proseguir con la labor de catalogación iniciada por su marido aunque continuó aumentando el volumen de imágenes.

La fototeca se convirtió en un aliciente más para los investigadores que visitaban el instituto pues era un recurso de información iconográfica especializado, sistemáticamente organizado, lo que favorecía su consulta y la posibilidad de localizar la información requerida.

Se divide en dos secciones: la fototeca de investigación en la que se incluye el archivo de clisés y la fototeca personal integrada por álbumes familiares, retratos y colecciones de postales.

La Fototeca de investigación está formada por cerca de 7.000 imágenes. En origen estas fotografías estaban guardadas en archivadores de cartón compacto forrado que la pareja había comprado expresamente a la papelería Asín Palacios en Madrid. Se han ido instalando en cajas de cartón premier que resultan más adecuadas para su conservación. Las cajas y sus fotografías están ordenadas por número de CDU.

Dibujo

Las imágenes presentan distinta tipología: copias fotográficas en soporte papel, dibujos, recortes de láminas e ilustraciones y postales. Esta es una característica propia del uso de la imagen como herramienta para la investigación. Los investigadores para reunir un corpus sobre los temas de su interés no dudan en hacer acopio de materiales de diversa procedencia: sus propias fotografías, encargos a fotógrafos profesionales, postales, compras a museos e instituciones culturales e incluso recortes de publicaciones y dibujos.

En cuanto al tratamiento documental aplicado a la fototeca existen distintos niveles de descripción: 3.000 imágenes catalogadas, cerca de 2.000 fotografías sin catalogar pero organizadas temáticamente y más de 1.000 pendientes de identificar. Esta situación responde a las diferentes etapas por la que ha pasado la gestión de la fototeca. La parte catalogada se corresponde con los años de trabajo de Erling Hoffmeyer y el resto de imágenes, mejor o peor identificadas, pertenecen a los años posteriores a su fallecimiento en los que Ada no podía dedicar el tiempo suficiente para la descripción de las imágenes debido a su carga de trabajo.

Las imágenes catalogadas están montadas sobre soportes secundarios de cartulina blanca impresa que contienen las entradas para la descripción de cada imagen: signatura, registro, asunto, época, país, materia, negativo, diapositivo, cliché, museo y observaciones.

Es importante señalar que la información que describe las imágenes está en castellano puesto que era el idioma que el matrimonio Hoffmeyer utilizaba para la gestión y organización del instituto. Las fotografías que no están catalogadas no tienen soporte y en algunos casos aparece la identificación manuscrita en la trasera.


Revista Gladius

El archivo de clisés está compuesto por un conjunto de 1.500 planchas metálicas utilizadas para la impresión de las ilustraciones y grabados de la revista Gladius y otras publicaciones del instituto. Estos clisés se obtenían a partir de las imágenes reunidas en el archivo de investigación por lo que están directamente relacionados a través del número de registro de la imagen.

Los clisés están instalados en los muebles de madera que compraron los Hoffmeyer para albergarlos. Los sobres que los almacenan están ordenados por su número de registro y tienen adherida una impresión para facilitar su identificación. También se incluye la información relativa a la publicación de la que han formado parte. Acompañan a los clisés dos archivadores de madera que contienen las fichas de registro de las fotografías catalogadas del archivo de investigación y los índices de materia.

Los temas representados en la fototeca de investigación son los propios del arte militar y la defensa: armas, elementos defensivos, uniformes, buques de guerra, fortificaciones, numismática, inscripciones, etc.

La fototeca personal está formada por más de 2000 fotografías familiares cuya cronología data desde finales del siglo XIX hasta la década de los noventa del siglo XX. La mayoría están distribuidas en 16 álbumes compuestos de fotografías y tarjetas postales, a los que hay que añadir dos cajas con postales, copias fotográficas y negativos. Sospechamos que fue la propia Ada la que se encargó de componer estos álbumes con las fotos de sus seres queridos y de los momentos más destacados en su vida, en los que también incluyó postales, billetes de autobús y tren de sus muchos viajes, ofreciéndonos así una visión íntima de la familia.

La serie de fotografías personales nos permite hacer un recorrido por parte de la historia de la fotografía y de sus distintos procedimientos fotográficos: cartas de gabinete de estudios fotográficas daneses del siglo XIX; copias fotográficas de revelado químico; postales fotográficas y fotomecánicas; negativos en soportes plásticos; copias en color y copias digitales. Algunas de las fotografías están datadas, otras presentan dedicatorias o anotaciones y muchas de las postales están franqueadas, lo que nos permite obtener más información del conjunto.

El estado de conservación de los documentos en general es bueno, aunque muchos soportes presentan deterioros físicos por lo que ha sido necesario estabilizarlos. Se han limpiado los originales de forma superficial y se han puesto esquineras y fundas cuando ha sido preciso. En todo momento se ha respetado la ordenación temática original establecida por los Hoffmeyer.

Debemos destacar que la mayor parte de los soportes secundarios utilizados en la fototeca de investigación presentan una pauta de deterioro similar: un pronunciado alabeo en sentido vertical. Creemos que esto se debe al uso de máquina de escribir para mecanografiar los datos de identificación de las imágenes. El paso por el rodillo de la máquina, unido al uso inmediato de un adhesivo para fijar las fotografías al cartón han dado lugar a este daño mecánico. El hecho de que las cajas estuvieran en posición vertical en las estanterías del antiguo instituto incidió aun más en este deterioro. Para mitigar el problema, los documentos gráficos se están instalando en cajas de conservación adecuadas para este fin, guardadas en el depósito en posición horizontal y en los casos en los que el alabeo es muy acentuado se está valorando el uso de contrapesos.

A finales de 2005 se comenzó la digitalización de la fototeca y su descripción en una base de datos que identifica las fotografías. Las cerca de tres mil imágenes que componen la fototeca catalogada están digitalizadas e identificadas. Para el resto será necesario hacer un estudio de la situación e ir completando la digitalización y la descripción dependiendo de cada caso.

Para concluir los trabajos realizados con el legado hemos considerado de interés dar acceso en línea a las imágenes y su descripción, ya que se trata de un material especializado y, a la vez curioso, que puede atraer a diferentes públicos. Podrá consultarse en la página web que la biblioteca Tomás Navarro Tomás ha implementado para el Legado Hoffmeyer, en la que se ofrece toda la información sobre los productores, el antiguo instituto y las colecciones que lo componen.